lunes 9 mayo, 2022

Artículo

Desastres en Centroamérica: amenazas múltiples agudizan vulnerabilidad

Centroamérica posee un conjunto de características geofísicas como la confluencia de varias placas tectónicas importantes, múltiples sistemas de fallas locales y una bipolaridad climática que generan frecuentemente fenómenos como terremotos, erupciones volcánicas, sequías e inundaciones, todos ellos eventos generadores de desastres (Lavell, 1993).

La región también es señalada como una de las regiones más vulnerables del mundo a sufrir los impactos del cambio climático, lo que agudiza los altos niveles de riesgo a desastres que ha tenido históricamente.

A ello se suman los elevados niveles de pobreza, la debilidad de los sistemas de protección social y factores asociados o generados por las actividades humanas como el inadecuado uso del territorio y la deforestación, que aumentan las amenazas y la vulnerabilidad.

¿Cuáles son los principales desastres que afectan la región? De acuerdo con el Sexto Informe Estado de la Región, las inundaciones y los deslizamientos, desastres asociados a exceso de precipitaciones, son las amenazas más recurrentes y constituyen el tipo de riesgo que más se materializó en desastres en Centroamérica y República Dominicana en el período 1950-2020; representan el 86% del total de los registros[1] (ver gráfico abajo).

Es importante destacar que la mayor parte de los desastres registrados en la región son extensivos, es decir, no se trata de grandes eventos sino más bien de escala pequeña y mediana. No obstante, son muy frecuentes y por ello generan constante e importante afectación sobre la población, los medios de vida y la infraestructura.

De acuerdo con la base de datos DesInventar, principal fuente de información utilizada para el estudio incluido en el Sexto Informe, las áreas ubicadas alrededor de las capitales de los países tienen una concentración de desastres mayor al resto. Sin embargo, se debe considerar que los registros son más confiables en estos territorios (Muñoz, 2021).

Gráfico por el tipo de desastres que afectaron a Centroamérica entre 1950 - 2020Algunas ciudades de vital importancia presentan una alta concentración; por ejemplo, Amatitlán en Guatemala, San Pedro Sula en Honduras o Santa Ana en El Salvador. Esto es congruente con los señalamientos del Quinto Informe Estado de la Región (PEN, 2016) sobre el acelerado crecimiento urbano de las metrópolis centroamericanas que, en malas condiciones socioeconómicas para gran parte de sus poblaciones y ausencia de ordenamiento territorial, genera mayor exposición a los desastres (Muñoz, 2021).

También en las zonas costeras de El Salvador, Honduras, Guatemala y Costa Rica se presentan una cantidad de registros de desastres alta. Además, la evidencia sugiere que ciudades de tamaño mediano, tales como Turrialba en Costa Rica, Choloma en Honduras o Santa Ana en El Salvador también están sujetas a frecuentes desastres.

Aunque el cambio y la variabilidad climática son variables frente a las cuales Centroamérica y República Dominicana tienen imposibilidad de incidir, la concentración de desastres en inundaciones y deslizamientos, ambos relacionados con el exceso de precipitaciones, permite planificar anualmente las acciones de prevención y la atención de las emergencias. El registro histórico de eventos en el territorio también constituye una valiosa herramienta para la toma de decisiones y la formulación de políticas públicas basadas en evidencia, especialmente para priorizar las intervenciones e inversiones para mitigar la vulnerabilidad y el riesgo.

 

 

Bibliografía

Lavell, A. 1993. Prevención y Mitigación de desastres en Centroamérica y Panamá: una tarea pendiente. Desastres y Sociedad 1: 18-34, jul.-dic. 1993.

Muñoz Jiménez, R. 2021. Dinámicas territoriales del clima y los desastres en Centroamérica (1950-2019). Investigación elaborada como insumo para el Sexto Informe Estado de la Región (2021). San José, Programa Estado de la Nación.

Programa Estado de la Nación. 2021. Sexto Informe Estado de la Región. San José, PEN.

[1] Aunque los registros sobre los eventos de desastre no siempre son comparables entre los países debido a diferencias en las definiciones y la calidad de la información obtenida, lo que limita el alcance del análisis comparativo, sí permiten plantear algunas características generales sobre la incidencia de los eventos.

Mora Román Alberto

Autor:

Mora Román Alberto

Lectores críticos

Guzmán Benavides Marisol y Muñoz Rudy

Temas en este artículo

Centroamérica cambio climático desastres