INFORMES PEN


Estado de la Nación

Estado de la Región

INFORMES PEN

ENmobileERmobileEEmobileECTImobileEJmobile

Tecnologías de Información

  • 18/05/2017 Amenazas latentes obligan a reforzar protección de ecosistemas en Costa Rica

    COMUNICADO DE PRENSA

     

    Amenazas latentes obligan a reforzar protección de ecosistemas en Costa Rica


    · La  Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) reportó que, de 3.812 especies amenazadas a nivel global que están presentes en Costa Rica, un 8,6% se ubica en las categorías en peligro crítico, en peligro o vulnerable.

    · En las zonas de arrecife y coral bajo categorías de manejo restrictivas, la calidad de la estructura y la composición de esos ecosistemas es mejor que la de aquellos expuestos a contacto con actividades humanas.

    18 Mayo, 2017.Costa Rica tiene grandes fortalezas ambientales que son parte de su imagen y su evolución histórica, y que la han llevado a posicionarse en el mundo como una nación responsable e innovadora en materia ecológica. No obstante, estudios recientes han detectado amenazas y situaciones particulares que llaman la atención sobre importantes vulnerabilidades del sistema de protección, y en sobre algunos ecosistemas.
     
    En el marco de la celebración del “Día Internacional de la Biodiversidad”, el Vigesimosegundo Informe Estado de la Nación hace énfasis en aquellos retos de la conservación que tienen que ver con ecosistemas específicos, tales como los manglares y los recursos marinos; que llaman la atención sobre la importancia de que el país refuerce las acciones en estos ámbitos.

    Un informe del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) señaló que las reservas de la cordillera de Talamanca, La Amistad y el Parque Nacional La Amistad, consideradas una sola unidad entre Costa Rica y Panamá, se encuentran en riesgo ante actividades dañinas como la minería (que Costa Rica prohibió por ley en 2010, para algunas modalidades), el desarrollo de represas hidroeléctricas y el uso insostenible del recurso hídrico.
    Otra amenaza que compromete la integridad de los ecosistemas son los incendios forestales. En los últimos diecisiete años el área arrasada por estos eventos dentro de Áreas Silvestres Protegidas (ASP) ha estado en un rango de entre 857 y 9.541 hectáreas, con su punto máximo en 2001. Como promedio anual, entre 1998 y 2015 se quemaron 4.256 hectáreas en ASP. En 2015 el territorio afectado fue de 4.534.
     
    En cuanto a la biodiversidad, la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) registró que, de 3.812 especies amenazadas a nivel global que están presentes en Costa Rica, un 8,6% se ubica en las categorías en peligro crítico, en peligro o vulnerable. Entre 2011 y 2015 se incrementó en 12% el número de especies registradas en la “Lista Roja” de esa organización. El 40,5% son plantas, 18,7% anfibios y 17,5% peces
    Además, la UICN reportó 73 especies endémicas en el país, de las cuales el 54,8% se encuentra amenazado. Los anfibios son el grupo taxonómico con mayor cantidad de especies en esa condición (62,5% del total). Según la “Lista Roja”, los grupos menos afectados son los mamíferos y los cangrejos de agua dulce. Asimismo, en Costa Rica 1.118 especies figuran en alguno de los apéndices de la “Convención sobre el comercio internacional de especies amenazadas de fauna y flora silvestres”; el 68,1% son plantas.


    En cuanto a los recursos marino-costeros,  desde hace varios años se vienen creando herramientas formales para su protección, pero hay evidencias de que persiste la sobreexplotación pesquera y que ello amenaza la biodiversidad marina.

    Varios estudios brindan información sobre las presiones que sufre la biodiversidad marina de uso comercial. En primer lugar, la Comisión Científico Técnica  (CCT) del Incopesca –constituida en 2015- emitió un pronunciamiento sobre la pesquería de sardina del complejo Opisthonema en el océano Pacífico, en el cual señala que, pese a la amplia investigación científica realizada, la extracción muestra una disminución progresiva desde 1975. Entre sus conclusiones indica que ninguna de las vedas aplicadas por el Incopesca ha protegido la población de este grupo de especies, ni ha tomado en cuenta su distribución espacial en el momento de la reproducción; que la sobreexplotación del recurso afecta la pesca artesanal y que no existe control, ni se lleva registro de la captura incidental que ocurre en la pesquería de sardina, pese a que así lo ordena la Ley de  Pesca y Acuicultura (nº 8436).

    Adicionalmente, la CCT efectuó un examen sobre las implicaciones de las vedas establecidas en el golfo de Nicoya en el período 2003-2015 (pronunciamiento  CCT 12-2015) y determinó que estas no han logrado sus objetivos, es decir, no resguardan las etapas más vulnerables del ciclo vital de las especies, no promueven la recuperación del recurso ni generan la compensación económica que podrían obtener los pescadores por la regeneración de las poblaciones. Los resultados además muestran que las especies que conforman las capturas han aumentado o disminuido su composición de forma alarmante; se desconocen las implicaciones que ello puede ocasionar en el ecosistema, ni en la cadena alimenticia.

    Con el propósito de enfrentar las presiones sobre ecosistemas específicos, se encuentran en marcha diversas iniciativas estatales y privadas. Así por ejemplo, en 2015 el  Sistema Nacional de Áreas de Conservación (Sinac) comenzó a ejecutar el proyecto “Conservación, uso sostenible de la biodiversidad y mantenimiento de los servicios de los ecosistemas de humedales protegidos de importancia internacional”.

     
    Más información:
    Arlene Méndez Solano  /  This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.  / 2519 5846
     
     
  • 22/11/2016 Tecnologías de Información y Comunicación con potencial para mejorar alcance del desarrollo profesional y fortalecer autoformación docente

    COMUNICADO DE PRENSA
     

    Tecnologías de Información y Comunicación con potencial para mejorar alcance del desarrollo profesional y fortalecer autoformación docente


    • Docentes que utilizan Internet como herramienta de autoformación indican que este les permite obtener materiales para el trabajo, actualizar datos y enriquecer el abordaje de los temas del programa de estudios.

    • El 96% de los docentes utilizan al menos una vez al mes este tipo de herramientas para la aplicación en el aula, apoyo de la gestión administrativa y para el desarrollo profesiona
    l.


    22 de Noviembre 2016.El uso de las tecnologías de la Información y Comunicación por parte de los docentes, es una oportunidad que permite ampliar el alcance y la cobertura del desarrollo profesional, y a su vez, fortalecer la autoformación de este gremio.

    En el marco de la celebración del "Día del Educador Costarricense", es relevante destacar que con respecto a los recursos para la autoformación docente (documentales, videos, revistas, Internet), se encuentra que estos enriquecen el abordaje temático del programa de estudios con acontecimientos de la realidad nacional e internacional y actualizan sus conocimientos.

    Además, Internet es el recurso que registra mayor acceso (64%).  La utilización en el aula de blogs, Facebook, aplicaciones, prácticas, redes sociales  permite obtener nuevos materiales para el trabajo, actualización de datos y el enriquecimiento complementario en cuanto al abordaje de los temas de los programas. Mientras que un 85% considera que este tipo de recursos le permitió diversificar el enfoque con que trabajó algunos temas en el aula.

    Los principales hallazgos del Quinto Informe Estado de la Educación indican que más de un 96% de los docentes utilizan al menos una vez al mes este tipo de herramientas para la aplicación en el aula, apoyo de la gestión administrativa y para el desarrollo profesional.



    Por otro lado, los datos señalan que la mayoría de los docentes que utilizan estas herramientas para el desarrollo profesional, lo hacen con una frecuencia baja de una vez al mes (54%).  La tarea en este ámbito que realizan con mayor frecuencia (3 veces o más al mes) son la de buscar información actualizada sobre contenidos curriculares en Internet (72%) mientras que otras actividades como la oferta en línea de recursos o materiales educativos y la participación en redes virtuales dirigidas a educación solo es llevada a cabo por un 19% de los docentes con esa frecuencia.



    De acuerdo con los datos obtenidos en dicha encuesta realizada para el Quinto Informe Estado de la Educación, se señala que aunque la mayoría de las actividades en que participaron los docentes encuestados fue presencial (80%) y pese a que siguen mostrando una mayor preferencia por las actividades de desarrollo profesional presenciales (49%) para transferir lo aprendido al aula, las actividades de tipo bimodal y virtual empiezan a cobrar mayor relevancia. A pesar de que las modalidades virtuales representan una minoría en la oferta de desarrollo profesional, proporcionalmente generan una mayor aplicación de conocimientos en el aula.

    A su vez, se identifica que el poco uso de los recursos tecnológicos para el desarrollo profesional es una oportunidad perdida, no solo para ampliar la cobertura de las actividades sino para desarrollar procesos en vez de eventos aislados, extender la cobertura temporal entre las sesiones de formación y con ello brindar oportunidades para implementar, acompañar, retroalimentar y dar seguimiento al proceso.


    Más información:
    Arlene Méndez Solano  /  This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.  / 2519 5846

  

eMail: This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.
CONARE, Edificio Dr. Franklin Chang Díaz, 300 metros al norte del Parque de La Amistad, Pavas, San José, Costa Rica, Apdo. 1174-1200
Tel. (506) 2519-5845 / 25195860 - Fax: (506) 2290-5879 / 2296-5626